Adiós al Teniente General D. Evaristo Muñoz Manero

LA MUERTE NO ES EL FINAL

General Vicente Bataller Alventosa. Presidente de la FEDA-VBVE

Los guerrilleros estamos de luto. El pasado día 17 de agosto falleció el teniente general Excmo. Sr. D. Evaristo Muñoz Manero, prestigioso y ejemplar soldado, admirado y querido por sus guerrilleros, legionarios y subordinados en general.

    

En las unidades a su mandó supo potenciar el trabajo en equipo, marcar un estilo militar muy profesional y exigente y crear una escuela de mandos de la que se beneficiaron los oficiales y suboficiales que tuvieron la suerte de estar bajo sus órdenes.

Lo conocí en 1984 cuando yo era capitán, recién fundado el GOE III, y él comandante jefe del modélico GOE I. El comandante Tiedra (jefe del GOE III) y yo nos desplazamos a Colmenar Viejo (Madrid), en un intento de copiar todo lo bueno del primer GOE creado en España y que, desde 1979, su fundador, Muñoz Manero, lo había convertido en excepcional con la ayuda del buen hacer de un magnífico plantel de mandos.

El GOE I nos abrió todas las puertas de par en par, nos trajimos normas, buenos consejos…y hasta adoptamos el desfilar a paso ligero cantado como lo hacía el GOE I. Nos quedamos asombrados de sus instalaciones guerrilleras, dormitorios, salas de estar de la tropa, furrelerías y cuartos de armamento perfectamente ordenados…No podía existir mejor espejo donde mirar, con humildad, lo que pudiera ser un referente para el GOE III. Siempre estaré muy agradecido del apoyo recibido por el GOE I y de su jefe, Muñoz Manero, apoyo que me vino muy bien como recién nombrado jefe de la plana mayor de mando del GOE III. Desde entonces, mantuve unas magníficas relaciones con este modelo de soldado en sus distintos empleos y destinos. Permitidme que, en su honor, haga una pequeña semblanza de tan ilustre soldado.

Evaristo nació el 31 enero de 1937 en Larache (Protectorado Español de Marruecos). Era hermano, hijo, nieto, biznieto y tataranieto de militares. En 1951, con catorce años, ingresó en el Ejército como educando de banda; a los diecisiete como cadete de la Academia General Militar (AGM) y, en diciembre de 1958, fue promovido a teniente del Arma de Infantería de la XIII Promoción de la AGM.

Al salir teniente, hacía tan solo unos meses que había finalizado la guerra de Ifni-Sahara (duró desde finales de noviembre de 1957 a marzo de 1958). No obstante, en el territorio de Ifni, reducido a la capital Sidi Ifni defendida por un perímetro de trincheras rodeadas por tropas marroquíes, aun se producía algún tiro aislado y existía un riesgo de incidentes.  Por tal motivo el teniente Muñoz solicitó Tiradores de Ifni, una unidad de prestigio donde fue destinado al I Tabor, al mando del comandante Espejo.

Se hizo cargo de la sección de asalto del citado tabor. Esta sección la componían tiradores seleccionados entre los que demostraran unas buenas cualidades físicas. Recibían un entrenamiento especial, más intenso, encaminado a dar golpes de mano, tender emboscadas, asaltar posiciones o contratacar caso de perderse alguna de las propias. Fue su primer contacto con una unidad con misiones especiales, algunas típicas de las de guerrillas.

El teniente Muñoz destacó como jefe de esta sección y el comandante Espejo, que observó sus dotes de mando y de organización, le nombró su ayudante (en aquella época equivalente a jefe de la plana mayor del tabor). En Tiradores de Ifni Evaristo conoció al comandante Lago Román, jefe del III Tabor, quien al ascender a teniente coronel pasó a mandar la VII Bandera de la Legión en Smara (uno de los futuros destinos del capitán Muñoz Manero, según veremos).

Pero retornemos al joven teniente. Sus antecedentes de familiares legionarios -su padre, antiguo capitán de la Legión y su hermano Antonio, teniente en la VI Bandera- le impulsaron a pedir destino al 2º Tercio, donde se incorporó a Dar Riffien. Más tarde, al entregarse este cuartel a Marruecos, se trasladó a Ceuta. Allí conoció a la que sería su esposa, Rocío. De nuevo el teniente Muñoz destacó al mando de su sección y fue designado para mandar la sección de policía militar, a la que imprimió una impronta que sería recordada durante mucho tiempo después de su ascenso a capitán. Con este empleo realizó el curso de Estado Mayor.

Pidió destino, primero, al 3º Tercio sahariano donde se incorporó a la VII Bandera que se encontraba en Smara al mando del teniente coronel Lago. Evaristo aprendió de Lago, no solo un buen estilo de mando, sino también el cómo era posible lograr un cuartel de la Legión impecable, con unas magníficas instalaciones, siempre limpias. En definitiva, un oasis en medio del desierto que permitía el descanso de los legionarios a su regreso de patrullar.

     

Posteriormente, Muñoz Manero solicitó la recién creada Compañía de Operaciones Especiales (COE) nº 102 de Tenerife, vacante que llevaba pareja el compromiso de realizar el Curso de Operaciones Especiales, como así fue.

Evaristo puso la COE 102 en tal estado de eficacia que llamó la atención al capitán general de Canarias, José Pérez de Lema, antiguo gobernador del Sahara, territorio que entraba en la demarcación de la capitanía. En septiembre mandó a la COE 102 al desierto para, en el subsector sur del Sahara, llevar a cabo el ejercicio “Boina Verde” de doble acción (guerrillas y contraguerrillas) contra unidades del 4º Tercio.

 

Sorprendió a los legionarios la preparación de unos soldados de reemplazo, no adaptados ni al terreno ni al clima del desierto. En especial, les llamó la atención el cómo pudieron desplazarse y orientarse por aquel terreno sin referencias, atacar de noche y ocultarse de día sin ser localizados ni dejar huellas. Tal es así que, tres meses más tarde, la COE de Muñoz se trasladó de nuevo al desierto, esta vez a la zona norte, donde se repitió un ejercicio similar, en esta ocasión contra unidades del 3º Tercio. Pérez de Lema, tomando como ejemplo la COE que mandaba Muñoz Manero, impulsó la creación de unidades de la Legión entrenadas en operaciones especiales en terreno desértico. Poco más tarde, tras la incorporación de teniente diplomados, nacieron las dos SOE del 4º Tercio y la 8ª compañía del 3º Tercio, convertida en guerrillera.

Ya de comandante, Muñoz Manero fue reclamado por su antiguo jefe de la VII Bandera, Lago Román, que mandaba de general la BRIDOT I, para que creara un Grupo de Operaciones Especiales (GOE) en Colmenar Viejo (Madrid). Fue destinado el 2 de mayo de 1979 a esta unidad de nueva creación. Para ello iba a contar con la COE 11 procedente de Madrid y la COE12 de Plasencia, más una de nueva creación, la 13, además de una de unidad de plana mayor. Evaristo cambió la denominación de COE por la de UOE (la misma que recibieron las dos primeras unidades de este tipo que se crearon en España, la UOE 71 de Oviedo y la 81 de Orense).

El general Lago apoyó a Muñoz Manero para que el GOE tuviera unas magníficas instalaciones (recordemos lo dicho sobre el impresionante cuartel de la Legión en medio del desierto).

El jefe del GOE se benefició de su proximidad a Madrid para mostrar la preparación y eficacia de la unidad en las visitas que recibía, tanto de las altas jerarquías militares españolas como de ejércitos extranjeros. A cambio, supo conseguir una buena dotación y reposición de material, incluidos Blindados Medios sobre Ruedas (BMR). Asimismo, logró incrementar los ejercicios en el exterior, en especial en Portugal (Comangoe), Alemania (Schinderhannes) y Bélgica (Pegasus) y la adaptación a las nuevas misiones de operaciones especiales, propiamente dichas, entre ellas, las patrullas de reconocimiento en profundidad (PRP). Diseñó e inauguró el monumento al guerrillero que estuvoprimero en el GOE I y actualmente a la entrada del MOE (portada revista Boina Verde nº 6).

 

Tras su ascenso a Tcol. estuvo dos años más al mando del GOE, hasta que, en 1986, tras siete años de jefe de esta unidad, salió destinado por el curso de Estado Mayor. Dejó tras de sí un GOE modélico, un referente para los demás GOE que se fueron creando sucesivamente y unas ejemplares enseñanzas a los mandos que estuvieron bajo su mando.

Posteriormente, de coronel mandó el Tercio Gran Capitán, 1º de la Legión (Melilla), de general de brigada la Brigada Acorazada XII (Madrid), de general de división la Comandancia General de Melilla y de teniente general la Capitanía General de la Coruña.

Evaristo, descansa en paz

La muerte no es final

¡Hasta siempre, mi general!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Suscríbete a nuestro canal de noticias y te informaremos de todas nuestras actividades. No utilizaremos tu correo para ninguna otra cosa. Bienvenido Guerrillero

Normas de envío de fotografías

*Antes de mandarnos tus fotos comprueba que no estén en tu reemplazo, subidas por un compañero.*

Renombra las fotos, a ser posible, de la siguiente manera: COE independiente: reemplazo y año, ejemplo COE 31, R-1970 (La COE 31 fue independiente hasta 1984 que se integró en el GOE III). Cuando se trate de una COE integrada en un  GOE/BOEL, se pondrá lo mismo, pero añadiendo el GOE del que se trate, ejemplo: GOE III, COE 31 R-1990.

Mándanos todas tus fotos a «fotos.fedevbv@gmail.com» y las publicaremos. Solo se admitirán formato JPG o PNG

(cualquier otro formato será desechado)

XLII ANIVERSARIO DE LA CREACIÓN DE LA COE DE LA EMMOE

PROGRAMA PREVISTO AGA, A COE-EMMOE y FEDA

Jaca en Aragón
Situación Jaca
Acceso Cuartel Jaca
Callejero Jaca

La organización, así como el Ministerio de Defensa quedan exentos de cualquier responsabilidad sobre la reserva del alojamiento. La empresa en cuestión es responsable directa del alojamiento en cuestión.